lunes, 17 de febrero de 2014

Niños competitivos!!



Anoche mi cachorra me hacia una reflexión que quiero compartir con vosotr@s, a mi me da que pensar sobre como desde los adultos fomentamos la competitividad salvaje desde la más tierna infancia.

Se quejaba de que se siente obligada a competir con sus compañeros por casi todo…

Llega navidad y desde la escuela se propone concurso de felicitaciones navideñas.
Llega el carnaval y desde la escuela se propone concurso de disfraces.

La peque me decía que a ella le gustaría hablar con sus compañeros sobre cómo van a disfrazarse, pero que nadie quiere hablar sobre ello por miedo a que otros les copien el disfraz. 

- Mamá ¿Por qué de todas las fiestas en el cole hacen un concurso? Yo no quiero participar, no quiero competir, creo que la fiesta sería mucho más chula si solo nos disfrazáramos y bailáramos, sin tener que ganar ningún premio.


Esto nos lo podemos llevar a los concursos que ahora están tan de moda en la tv, como Master Chef junior o concursos por el estilo, donde no es suficiente que las criaturas tengan una pasión o una habilidad, deben competir por ser el mejor, les cueste lo que les cueste (véase, estrés, miedo al fracaso, llantos)

¿Por qué fomentamos la competitividad en todo?
¿Que pretendemos conseguir?
¿Qué les estamos enseñando con estos estúpidos concursos?
¿Quién y basándose en que parámetros puede decidir que un dibujo o un disfraz es mejor que otro?
¿Son estos los valores de cooperación que les estamos inculcando a las criaturas?
 


4 comentarios:

  1. Es sencillo, este sistema capitalista le interesa la competición entre las personas. Una vez enseñados a competir seran más fáciles de dominar y más maleables a la hora que tengan que trabajar para la sociedad capitalista. No les interesa gente unida, con nexos comunes, ya que eso crea fuerza y el capitalismo no lo quiere, quiere gente desunida, peleada por competiciones, por concursos absurdos donde no gana el que gana si no ganan otros muy ajenos al concurso...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mil gracias Alberto por responder a mis preguntas. Justo eso me hubiese gustado responder a mi niña, pero claro...
      al final solo le dije que no tiene por que participar si no quiere..
      Es triste que los pekes se den cuenta de cosas que los adultos ni siquiera vemos.
      Un abrazo

      Eliminar
  2. Tambien se trata de manipulación. Una vez que prueban las mieles del éxito todos quieren ganar. De este modo los educadores se aseguran que todos participen en determinada actividad pues todos quieren ser felicitados. Es hambre emocional. Ganando obtienen un pedacito de mirada.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy buena reflexión Monica Miguez, me da que pensar lo de el hambre emocional... y la necesidad de ganar para ser mirados, reconocidos, felicitados.
      Me dejas dandoles vueltas al coco.
      Abrazos

      Eliminar