domingo, 25 de mayo de 2014

¿Qué es autorregulación?


La autorregulación referida a la crianza es un concepto que crea algo de confusión, me he encontrado a personas que cuando oyen la palabra autorregulación les suena a  “dejar hacer al niñ@ lo que le de la gana", les suena a libertinaje y a falta de límites.

Autorregulación significa no interferir en los procesos naturales  (tanto físicos como emocionales) de las criaturas, sino respetarlos.

Hablar de autorregulación significa hablar de confianza en la sabiduría instintiva de la vida y en la certeza de que el ser humano nace esencialmente bueno, de confianza en la capacidad de las criaturas de regular sus necesidades.

La autorregulación depende del contacto emocional entre los adultos y las criaturas puesto que para que puedan autorregularse necesitan de vínculos suficientemente buenos que nos permitan conectar con las necesidades de la criatura sin juicios.

La autorregulación requiere conectar, se tiene que sentir, no es un “método” que se pueda aplicar o aprender de forma mecánica, puesto que cada niño es distinto y tiene un entorno familiar y cultural único que tiene que ser considerado.

Para que la autorregulación pueda darse se necesitaría que los adultos dejáramos de ver a la infancia como futuros adultos y la viéramos como un estado de la persona por derecho propio.

Fuentes: 
La intervención preventiva desd la ecología de sistemas humanos. Javier Torró Biosca.
Una infancia en libertad. matthew Appleton

lunes, 19 de mayo de 2014

Aplastante lógica infantil. conversaciones sobre política.

Muchas veces los niños y las niñas nos hacen preguntas a las que acaban dándonos ell@s la respuesta.
Quiero compartir con vosotr@s una conversación sobre política que he tenido con mi hija.
-         Mamá ¿Qué es democracia?
-         Democracia… es ... elegir a quien nos manda
-         Y por qué “no manda nadie?
-         Porque como sociedad no estamos preparados para vivir sin que alguien nos mande.
-         Yo si, estoy preparada para que nadie me mande
-      ;)

Aplastante lógica infantil? Inocencia? O simplemente sabiduría?


Me doy cuenta de que mi respuesta a la niña esta basada en una educación donde doy por hecho que necesitamos un líder, he sido educada para obedecer y aceptar el sistema sin plantearme otras alternativas.
Tras la reflexión de mi hija me doy cuenta de que si la próxima generación crece con la conciencia de autogobierno y siendo conscientes de la responsabilidad que ello implica; que diferente seria la sociedad entonces, no?

¿Lo intentamos?

martes, 13 de mayo de 2014

¿Por qué tenemos tanto miedo al placer infantil?


Los bebés maman demasiado, quieren demasiado contacto físico, los niños y las niñas se tocan demasiado, se ensucian demasiado, demasiado…
¿Demasiado para quien?

¿Por qué tenemos tanto miedo al placer infantil?

Somos seres sexuados desde que nacemos.
El vínculo con nuestra madre se establece piel con piel, el bebé y la mamá buscan de forma natural e instintiva ese contacto físico continuo, se huelen, se acarician, se besan.

La lactancia es la primera expresión de sexualidad humana, las madres sentimos placer al dar de mamar, el bebé disfruta del orgasmo oral si la tetada es placentera…
Los bebés no solo maman por hambre o por sed, también por placer.

El mundo interno del bebé se forma a partir de las experiencias de contacto y placer con la madre, si lo que ha incorporado es placentero, el bebé va a vincularse profundamente con ella, desarrollando un apego seguro y confianza.

Las sensaciones placenteras del bebé durante el primer año de vida  organizan la base afectiva de una persona, y se desarrollan los registros primordiales de confianza básica en el otro y en la propia especie.


El vínculo primario se establece desde el placer y para que esto pueda darse se necesitan disponibilidad y tiempo, por eso es tan necesario trabajar a nivel social para la protección y el reconocimiento de la importancia de la función materna y familiar.

Fuente: Lactancia y vínculo. Yolanda Gonzalez